Facebook

martes, 24 de agosto de 2010

Bono se reune con Dmitri Medvédev, presidente de Rusia

Rockeros y ecologistas rusos le pidieron a Bono que los defendiera ante Medvédev.


Rockeros y ecologistas rusos pidieron al líder de la banda U2, Bono, que intercediera hoy por ellos en su reunión con el presidente ruso, Dmitri Medvédev, y denunciara la represión de la que se sienten víctimas en la Rusia actual.

"No le estamos pidiendo que hable de cuestiones políticas con Medvédev, pero le estaríamos muy agradecidos si mencionara que la censura de la policía rusa se ha extendido al ámbito de la música y la ecología", escribieron varios artistas y activistas rusos en una carta que enviaron al líder de la agrupación irlandesa.

El líder del popular grupo de rock ruso DDT, Yuri Shevchuk, el director ejecutivo de Greenpeace en Rusia, Serguéi Tsyplenkov, el crítico musical Artemi Tróitski y el defensor de los derechos humanos Lev Ponomarev son algunos de los activistas que firmaron la misiva.

"Varios músicos han sido arrestados y castigados por el contenido de sus canciones, y la excesiva represión no se corresponde tampoco con la actividad pacífica de los ecologistas", agrega la carta.




El encuentro de Bono en la residencia presidencial de la ciudad balneario de Sochi se produjo hoy después de que, el pasado domingo, las autoridades rusas prohibieran la actuación de varios músicos en Moscú en protesta por la construcción de una autopista entre esta ciudad y San Petersburgo a través del bosque de Jimki.

Según fuentes oficiales, Bono y Medvédev hablaron hoy de cómo combatir la pobreza en África, el sida, la tuberculosis y la malaria, causas que defiende la campaña RED, que el músico irlandés lidera junto al activista estadounidense Bobby Shriver.



El cantante le habló al Medvédev de su programa de lucha contra el VIH. Bono afirmó que hacia 2015 puede solucionarse el problema de transmisión del VIH de la madre infectada al recién nacido y le pidió a Medvédev recomendar las empresas rusas que podrían participar en este proyecto.

Bono destacó la lucha contra la transmisión maternofilial del VIH, e indicó al jefe del Kremlin que con sólo 40 centavos de dólar al día se podría frenar esta situación para 2015.

Medvédev, quien calificó la iniciativa de
"muy concreta y buena", afirmó que Rusia pensará "cómo participar en la solución de este problema".

Bono, que desde hace tiempo está comprometido con numerosos proyectos benéficos, también le habló al presidente ruso de la necesidad de combatir la pobreza en el continente africano.

Mientras tomaban el té, el músico y el jefe de Estado ruso sí tuvieron tiempo para hablar de sus gustos musicales y preferencias culinarias.

El cantante invitó a Medvédev al primer concierto que U2 ofrecerá mañana en Rusia en el estadio olímpico Luzhnikí de la capital rusa.




Bono expresó su más profundo respeto por los soldados rusos que salvaron al mundo del nazismo a costa de sus vidas y el presidente ruso le dijo que en la próxima cumbre del G-20 se abordarán todos los temas que han hablando esta tarde.

Durante la charla de hoy, Bono le preguntó a Medvedev si le había gustado el "hot dog" que compartió en una cafetería de Washington con el presidente Barack Obama. Diplomática la respuesta:
"Sabroso, pero lo como raramente".

EFE
RUVR.ru

Follow Me